Abril 6, 2018

El renacido Pablo Milanés

Equipo Redacción

A fines del año 2007 logré colarme hasta el camarín de Pablo Milanés tras el show que ofreció en el Habana Cafë del Hotel Melia Cohiba, el cuál consistió en una noche de boleros y clásicos como cierre de año.

Se suponía que horas antes iba a entrevistarlo en el hotel emplazado a los pies del Malecón, pero todo se había ido al carajo por descoordinaciones de su staff.

Sin resignarme a volver a Chile con las manos vacías, caminé a paso firme a su camarín, dando como referencia el nombre de pila de una integrante de su equipo, quien en todo caso me había advertido que el trovador no daría entrevista alguna luego del show.

Mi meta era que me contestara aunque fuese dos preguntas, o cuando menos un saludo invitado al concierto que iba a dar en Chile en 2008.

Yo sabía de sus problemas de salud, pero la imagen con que me topé –tras sortear con éxito los controles- fue absolutamente desoladora. Pablo Milanés sobre una silla, extenuado, casi con la mirada perdida.

Ya estaba allí, así que es que ya no podía recular, así que pese a cómo me afectó verlo así, de todas formas me animé a ponerle la grabadora explicándole que venía desde Chile, pero no pude continuar porque el cantante, con sus últimas fuerzas del día, llamó a viva voz a su representante, y sin poder levantarse de la silla, pidió que me sacaran con viento fresco y a la fila de gente que aguardaba en una sala contigua por un autógrafo.

Además de 2008, vino un par de veces más a Chile, pero también canceló alguna presentación por problemas de salud.

Por eso reconforta verlo en su estado actual, en que se lo ve muy vital pese a sus 75 años y con muchas ganas de continuar en el ruedo por muchos años más.

Mucho tiene que ver su esposa, la historiadora Nancy Pérez, quien no solo cuida de su alimentación, sino que le donó el riñón que le fue trasplantado en 2014.

La noche del jueves comenzó su presentación con “Yo pisaré las calles” y acompañado de los notables Inti Illimani.

El trío de músicos que lo secundan y lo mismo Inti illimani, todos de pie, pero fue  su voz la que resonó por sobre cualquier otra en la sala.

Desde la silla ubicada en el centro del escenario irradió fortaleza interior, y dejó en el olvido los difíciles días en que su salud puso en jaque el salir de giras.

No es menor el esfuerzo que hará en esta pasada por Chile. Este viernes estará en vivo en el Teatro Municipal de Valparaíso y el sábado en el Teatro Municipal de Temuco.

Seguramente en esas ciudades repetirá el esquema de la velada;  tras la canción inicial con Inti Illimani pasa a quedarse solo con el trío que lo acompaña. Si en anteriores visitas tenía una banda completa, ahora sus canciones en vivo funcionan sobre la base de bajo, batería y teclados. Pero se limitan solo a ejecutar notas, sino también lo apoyan en voces.

Una hora dura esta sección en que suenan temas como “Ya ves”, “Nostalgias”, “Yo no te pido”, “Para vivir”, “Yolanda” y “Vestida de mar”, a la que definió como una versión poco turística de La Habana y que corresponde a una de sus últimas composiciones.

“Los momentos” de Eduardo Gatti, es su guiño a la música local, pero no es el único, y en buena hora que así sea, porque tras una hora de show retoma con Inti Illimani para lanzarse con “La Jardinera” y “Paloma Ausente”, ambos de la inmortal Violeta Parra.

Hasta ahí llega su presentación, y todo queda en manos del conjunto nacido en la Universidad Técnica del Estado, actual Usach, quien se encarga de rematar otros interesantes 60 minutos de música en vivo.

PD: Finalmente la entrevista con Milanés se concretó vía telefónica en enero de 2008.

✍🏽 © Gonzalo Rodríguez Torres – 📸 © Checho García Pardo / Recital.cl

Galería de Pablo Milanés en Teatro Teletón

Noticias Relacionadas